Parque Marino Ningaloo

Parque Marino Ningaloo

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Junto a la costa oeste de Australia, una extensión de agua resguardada por el color, se extiende a lo largo de 260 kilómetros como una piscina transparente interminable. Se trata de uno de los pocos arrecifes de coral en el mundo que se pueden recorrer caminando desde la playa y con el agua hasta la rodilla.

Ningaloo permite nadar entre cientos de especies, incluyendo peces de colores. Para explorarlo, sólo hay que acercarse a las playas de Exmouth o Coral Bay. Apenas un snorkel bastará para sumergirnos bajo el agua y deslumbrarnos en una playa que parece desembocar a una piscina interminable, con fondo de arena blanca y agua turquesa. El Parque es un área protegida en donde no es extraño observar manta rayas, delfines y peces de lo más coloridos. Incluso, nos podemos alejar embarcados a aguas más profundas para observar mayor diversidad.

Las aguas delParque Marino Ningaloo, son también famosas por se el hogar de los peces más grandes del mundo, incluyendo el tiburón ballena. Existen barcos con fondo de cristal para ver el fondo marino sin mojarnos, y además se organizan tours de snorkel en playas como Exmouth. También hay dentro de Ningaloo, sitios de buceo con distintos grados de dificultad, islas, aguas más profundas y zonas recomendables como el santuario de Bundegi Bombies.

La ciudad de Exmouthes la base para conocer el Parque Marino de Ningaloo, a unos 1.270 kilómetros al norte de Perth y en el extremo sur del arrecife. El pueblo, nacido junto a una base militar, es el epicentro de un área poco poblada y llena de maravillas naturales, incluyendo el Parque Nacional Cabo Cordillera. Playa, naturaleza y un mundo increíble bajo el agua, es la fórmula de una zona de Australia a punto de despegar al turismo masivo.